Los gemelos de la tele, el albañil y el vendedor.

¿Alguien ha visto alguna vez el programa de los gemelos Canadienses, que uno hace de Mario Bross y el otro de Mario Conde?

Si hombre, es un programa que ellos hacen de mediadores para “ayudar” a comprar una casa a una pareja de cara pasillos Canadienses (norte americanos tranquilos).

Pues el programa trata de que contactan con estos dos un modelo de pareja, que ya empezamos mal, de media treinta y pocos, con casoplon que te cagas, osease, comedor enorme, tres baños, de unas cinco habitaciones, claro esta que una es siempre un despacho para el macho dominante. Con vestidor, que es como mi casa. Jardín, que necesitas GPS y una escopeta para andar por el. Y cuatro niños. Pero como van a tener otro vástago, pues necesitan una casa mas grande (¿?). Si, más grande.

Entonces aparecen los Marios, uno con camisa a cuadros y cinturón de herramientas de D&G, impoluto. Vamos que no ha visto el cemento ni de lejos. Y el otro con traje. A ese se le ve poco.

Mientras uno busca casa para los cara pasillo que quieren cambiarse, el otro diseña y destruye la casa de los cara pasillo (CP, a partir de ahora.) para que puedan venderla.

Hasta aquí, toda la novedad del programa. El resto es siempre igual. El mismo guión, la misma estructura etc.

Pero hay cosas con mucha gracia. Porque por lo normal hablan con los clientes para ver que quieren y de cuanto dinero disponen para reforma y para el otro casoplon.

Por lo normal las casas que se van a vender están valoradas de 400 a 800 mil dólares, aproximadamente, y a veces hasta el millón. Y ellos, en las charlas anteriores a la intervención, le comentan el dinero que poseen para comprar la otra casa y para la reforma de la que poseen.

A saber:
Para la reforma nunca baja de ochenta, cien o ciento y pico mil dolares, depende de las gilipolleces que pidan. Y eso es lo que disponen los CP… , según ellos, “Los ahorros de toda una vida.” (¿?).

Gente de treinta a cuarenta años, han conseguido ahorrar mas de 100.000 dolares. Yo alucino. Llevo toda la vida currando y lo máximo que he ahorrado son unos 3.000 euros en años, que ya no los tengo, por cierto. ¿Como lo hacen?. Mintiendo. O robando. O atracando bancos.

Pues nada, empieza la obra, el de la camisa a cuadros hace un diseño de como va a quedar la casa para que la vendan. Empieza a derribar paredes de esas de papel que tienen las casas americanas, la cocina, el sótano, que por cierto es enorme, como otra casa mas o menos. Os recuerdo que alli viven seis personas y dos perros.

A la par, el otro, el del traje, acompaña a los CP a ver casas.

– 350 m2 de casa, 6 hab, 5 baños, dos comedores, sótano habilitado. Y jardín. Vamos un sueño de casa.

Contestación del CP macho.

– El jardín está bien, pero es un poco pequeño, y da al autopista. Las habitaciones bien, pero una no tiene baño y el vestidor es pequeño. Esto lo dicen dentro del vestidor, que están, los CP, el Mario y el equipo se grabación y sobra sitio. Y se queda tan pancho.

El jardín, tipo Sherwood, que debe de tener su micro clima, arboles milenarios, y la autopista, que está a tomar por culo, que hay que coger prismáticos para verla. “El jardín, esta bien” (¿?)

Esto se repite unas cinco veces mientras el otro Mario va encontrando defectos en la casa de los CP, que esta reformándose. Que si tuberías rotas, cables fuera se normativa, etc, etc, etc.

Y así va transcurriendo un programa para tontos de la haba, que se lo creen todo.

El Mario de la camisa a cuadros deja la casa antigua niquelada y el Mario de la corbata les encuentra una que es casi igual que la primera y que cuesta un huevo. Y esa les gusta.

Y todos tan felices, la casa se vende y los CP se van a la nueva.

(eso no se ve nunca).

Yo me meo con estos programas, que ve la gente ahora con devoción, y es siempre, siempre, lo mismo. Mismo esquema de guión, los dos Marios haciendo las mismas gilipolleces y los CP, que todos son iguales.

Pero vamos que esto pasa a 15.000 kilómetros de mi casa (Barcelona).

Aquí, en mi tierra, primero que es imposible ahorrar mas de cien mil euros, a no ser que seas de algún partido o tengas mas de doscientos años.

Segundo, que si es el caso, que va a ser que no, pero pongamos imaginación, que tenemos doscientos años y un casoplon y hemos ahorrado. A la primera que el Mario a cuadros te dice que hay que arreglar esto, si es porque está fuera de normativa, le sueltas un dinerillo y pasa, y si es por algún defecto, lo despides y buscas al José que te lo hace todo y sin IVA.

Y tercero y último. Odio ese programa y todas sus secuelas ridículas, para tontitos, que pululan por nuestras cadenas de TV.

Prefiero ver una peli de culto, con mensaje, que te haga pensar, no se TORRENTE 5 o alguna de esas.

©Javier Sanchez 2019

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s