Ahí va ella.

Ahí va ella.

Andando, descalza de tiempos.
Ahí va ella, hacia adelante, sin perder esa preciosa sonrisa, sin perder el sentido del humor arrasador. Esa vitalidad.

Andando sola va ella, huyendo de nada y escapando de todo, para encontrar un nuevo lugar. Con más luz, con más ella. Más si cabe, por que ella lo llena todo.

Ahí va ella, con su mochila de vida, en la cual, en un rinconcito de ella vivo yo, viven mis recuerdos, todos mis recuerdos, en un pequeño rinconcito. Y ella se los lleva a buen recaudo.

Ahí va ella, con los pies descalzos sobre la arena empapada de agua y sal, hacia la cuna de la vida va ella, la acompañó mi juventud, mis llantos, mis risas y yo los suyos y las suyas.

Ahí va ella a la busca de una sonrisa en el horizonte del cielo, donde moran las felicidades. A paso firme, ahí va mi amiga, huyendo de nada y escapando de todo.


© Javier Sánchez agosto de 2022

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.