Aburridos intransigentes o directamente imbéciles.

Para los que me han comentado que no pueden compartir mis publicaciones en Facebook (yo tampoco puedo).

Hoy me he enterado el porqué de ello.

Algún/a imbécil mononeuronal ha denunciado en Facebook por “contenido ofensivo” (no sé a quién puede ofender un relato de humor, poema, pensamiento o alguna canción. No lo entiendo.

Estoy cabreado y triste, pues no me cabe en la cabeza, no lo entiendo y menos a los momgo censores come Donuts de Facebook.

Bueno que lo sepáis compañeros y compañeras de esto de la escritura y comunicación. Ahí queda, os adjunto imagen.

© Javier Sánchez diciembre de 2020

Aviso a la población mundial.

Hola a todos, por algún tiempo voy a dejar de publicar mis tonterias en el blog. No estoy en mi mejor momento y no debo llenar este sitio de problemas.
Y es que los problemas, a veces, pasan por encima de uno, lugar de por a lado y debo de apartarme a pensar.

A sentarme en una silla y esperar a que todo se reubique. A que todo pase y mi cerebro vuelva a carburar.

Volveré con más fuerza y espero haceros reír, aunque sea una simple sonrisa, o pensar con cualquier tontería de las mías. Pero necesito un tiempo que debo de dedicar a solucionar dichos problemas.

Os agradezco vuestra atención para con mis publicaciones, me habéis ayudado más de lo que creéis con vuestros comentarios, diciéndome, en vuestros comentarios, que os habéis reído o que cualquier relato o poema os ha llegado hondo. Muchas gracias de veras.

Bueno, no se cuánto durará esta ausencia, y se me está acabando la cinta de la maquina, pero volveré. (Y no es una amenaza)

Muchas gracias y un abrazo a todas y a todos.

Javier